El Club Deportivo Badajoz se desplazaba hasta Jerez de la Frontera para disputar un partido de entrenamiento a puerta cerrada en el que Isaac Jové aprovechaba para alinear a los jugadores que durante esta primera semana están “a prueba”.

El rival, el Al-Arabi de la primera división de Qatar, un equipo que ponía fin con el partido de ayer a una pretemporada de más de 3 semanas en España.

Gran imagen de los de Jové que con apenas 2 entrenos, dieron la cara ante un rival mucho más rodado con jugadores internacionales.

Un partido muy igualado, con una primera parte en la que el míster alineaba a jugadores a prueba y futbolistas de cantera. Buen nivel de los chicos, que consiguieron acabar los 45 minutos manteniendo el resultado inicial, ante jugadores profesionales. En la segunda parte llegaron los goles. Dos por parte del equipo árabe y uno desde las filas blanquinegras, a cargo de Álvaro Sánchez.

Entrenamiento satisfactorio que sirve para que los jugadores vayan tomando sensaciones con el balón en el regreso al trabajo y para que el cuerpo técnico pueda valorar a los jugadores que están probando con el equipo.